Volver a ser la misma persona
¿Volveré a ser la misma persona?


Por Karina Figueroa

Desde el inicio de este año, el mundo empezó a voltear a ver a China por ser el lugar donde se dieron los primeros casos de enfermos del coronavirus, llamado Covid-19, y se preguntó ¿qué está sucediendo?

A partir de ese momento, las personas fueron recibiendo noticias no agradables referentes al tema de la salud, pero la situación iría aún más lejos. Los países afectados empezaron a revelar la gravedad de este virus, el cual nos era desconocido. Muchos han sido los enfermos y, desafortunadamente, los que han fallecido en muchas latitudes del mundo.
Sin adentrarnos en números de contagios a nivel mundial o en nuestro país, el Covid-19 ha dado de qué hablar a todo el planeta que recibió la noticia de que poco a poco o, rápidamente en algunos casos, el virus se transmitía entre las personas. Pero más allá de mostrar información que los medios de comunicación se han encargado de dar a conocer referente al origen, síntomas y número de contagios, pareciera que esta enfermedad vino a producir un gran e inesperado cambio en nuestras vidas.

Sin lugar a dudas, esta emergencia sanitaria nos hizo detener nuestra manera de vivir. Para muchos, una vida agitada, rápida y sin tiempo para voltear y prestar atención a los demás; para otros, una vida sin sentido; quizás para muchos más, una vida rutinaria… En fin, sea cual sea la situación en que nos encontrábamos, fue un momento de empezar a pensar “¿qué pasará?”. Las actividades pararon o sufrieron un cambio.

El estar cerca de las demás personas fuera de casa no era buena idea o no era lo conveniente, para evitar el contagio del coronavirus. El miedo, temor, frustración, preocupación, tristeza, nerviosismo, etc., llegó a formar parte de las personas ahora. Sea en el sentido espiritual o desde la perspectiva que usted la quiera ver, esta experiencia ha demostrado que las personas fuimos “atacadas” por algo muy pequeño e imperceptible a simple vista.

El ser humano se dio cuenta de su vulnerabilidad y fragilidad, sin importar su nivel socioeconómico, cultural, religión o edad; sin embargo, éste ha demostrado la grandeza en su corazón y fuerza por salir adelante, como en otras circunstancias que se han presentado a lo largo de la historia. Esa lucha por seguir caminando, por salir adelante, es la que debemos mantener para que nuevamente el mundo muestre su fortaleza.
Claro está que este brote del Covid-19 nos debe de dejar una enseñanza profunda: que el hombre, en su pequeñez, necesita de Dios para poder levantarse y continuar y, además, nos debe motivar a aprender a valorar a nuestra familia, trabajo, entorno, naturaleza y demás personas.

Hagamos el esfuerzo necesario para salir adelante y mostrar esa solidaridad que nos caracteriza al enfrentar situaciones adversas. Disfrutemos estar al lado de nuestros seres queridos en diversas actividades y aprendamos a conocernos en casa. Cuidémonos y cuidemos a los demás. Y, sobre todo, preguntémonos: ¿volveré a ser la misma persona?



Ventas y Publicidad
Telfonos: (229) 989.39.30 | 989.39.39 | 931.05.50
E-mail: editorial@gbmagazine.com
Copyright 2002 - 2018 Grupo FM Editorial S.A. de C.V | Gutirrez Zamora No. 364
Colonia Centro, CP 91700. Veracruz, Ver. Mxico.
Aviso legal  |  Directorio  |  Contacto
Siguenos en twitter Siguenos en facebook Siguenos en instagram Síguenos  
visitas hoy : 3458
visitas totales : 1120340